ÚLTIMAS REFLEXIONES

UN RINCÓN PARA ORAR

↑ Grab this Headline Animator

UN ROSARIO CADA VIERNES

Cada viernes, hora peninsular 09:00, en Canarias a las 08:00, y en cualquier otra parte del mundo la que mejor puedan elegir, nos unimos en el rezo del Rosario (VER AQUÍ) por la unidad de todos los creyentes, por la familia natural, hombre - mujer, por la vida y por la libertad de educación de los hijos.

Desde tu casa, online, desde tu trabajo, desde tu hospital y enfermedad, desde myfeeling, desde todas los colectivos y asociaciones, desde donde quieras que estés, tú también puedes unirte en este clamor al Padre, unidos a María Santisíma, para que el Espíritu Santo nos dé la capacidad y la luz de salvaguardar la vida y los valores morales y naturales que la dignidad de las personas hemos recibido de nuestro Padre Dios

miércoles, 19 de noviembre de 2014

LO RECIBIDO ES PARA MULTIPLICARLO



Entra también dentro de nuestros criterios razonables. Todo lo prestado espera una recompensa y una devolución acrecentada. Así hacen los bancos y así entra en nuestras cabezas. Se supone que lo entregado responsabiliza para que se multiplique y aumente.

Y se supone que a quien eliges para que se encargue de lo prestado tenga talentos para producirlos. Nuestro Padre Dios no se equivoca y no exige más de lo que no se puede dar. Tú y yo hemos recibidos unos talentos, los justos y adecuados, para que podamos producirlos. No se nos va a exigir que seamos capitanes cuando nuestra capacidad no llega sino a sargentos, pero sería grave quedarnos en cabos por nuestra desidia, temor o negligencia.

Tendremos que rendir al máximo nuestros talentos, y no debemos tener miedos de no poder hacerlo, porque el Señor sabe de lo que somos capaces, y más de eso no nos exige. Además, contamos con el Espíritu Santo para poder negociar nuestros talentos, y rendir lo que se espera de nosotros. No tengamos miedo como nos decía nuestro querido san Juan Pablo II, y confiemos en la Bondad y Misericordia de nuestro Padre Dios.

¡Señor!, confiamos en Ti y sabemos que lo que hemos recibido no es para que se quede guardado o dormido en nosotros. Sabemos que es para ponerlos en función de los más pobres, de los que dependen de nuestro servicio y amor. Pero también, Padre, nos experimentamos pobres, débiles, necesitados de luz, de fortaleza y voluntad. Y eso te pedimos Señor.

Danos la sabiduría de saber descubrir nuestros talentos, nuestras virtudes y perfeccionarlas con ilusión y esperanza. No para nuestro servicio, sino principalmente para servicio de todos aquellos que las necesitan, sobre todo los pobres. Amén.

No hay comentarios: