jueves, 25 de diciembre de 2014

YO QUIERO NACER TAMBIÉN CONTIGO, SEÑOR



No es cuestión, ni tampoco se trata de visitar el Belén. Ni tampoco de, con pandereta en mano, ponerme a cantar. Aunque eso no está mal y es bueno, de lo que se trata es de nacer a la nueva vida que Jesús me propuso en mi Bautismo. Una vida vivida en el Espíritu de Dios.

Jesús no nace solamente mañana. Es verdad que mañana es el día elegido para celebrarlo, pero Jesús nace todos los días. Y tú y yo también debemos esforzarnos por nacer todos los días con Él. Nacer a purificar un corazón más entregado y más humilde; nacer a limpiarme un poco más de mi soberbia y orgullo; nacer a tratar de ser más justo, solidario y comprensivo; nacer a parecerme un poco más a Él.

Por eso debo nacer también a estar más tiempo con Él. No dejarle e intimar más, para aprender de Él y tomar ejemplo de su Amor. Ir conociéndole mejor y tratar de imitarle. Pero, sobre todo, pedírselo, porque mis capacidades no son lo suficiente capaces, valga la redundancia, para aprender e imitarle.

Dame Señor la Gracia del discernimiento limpio, justo y en verdad. Dame la sabiduría de la justicia y la capacidad de la  entrega solidaria. Dame la voluntad y la fuerza del perdón para, sin tener en cuenta las ofensas recibidas, entregarme al servicio por amor. 

Dame, Señor, la virtud de la paciencia, la esperanza y la misericordia, para que todos mis actos sean reflejos de los tuyos y a través de ellos pueda dar testimonio de tu Amor a todos los hombres. Amén.

FELIZ NAVIDAD

a todos los blogueros amigos, a la Asociaciónde Blogueros con el Papa, 
representados en su presidente Néstor Mora. A D. Joan CarrerasRincón
 y a todos los que trabajan por, en Jesús y en el Espíritu Santo, construir un mundo mejor.