ÚLTIMAS REFLEXIONES

UN RINCÓN PARA ORAR

↑ Grab this Headline Animator

UN ROSARIO CADA VIERNES

Cada viernes, hora peninsular 09:00, en Canarias a las 08:00, y en cualquier otra parte del mundo la que mejor puedan elegir, nos unimos en el rezo del Rosario (VER AQUÍ) por la unidad de todos los creyentes, por la familia natural, hombre - mujer, por la vida y por la libertad de educación de los hijos.

Desde tu casa, online, desde tu trabajo, desde tu hospital y enfermedad, desde myfeeling, desde todas los colectivos y asociaciones, desde donde quieras que estés, tú también puedes unirte en este clamor al Padre, unidos a María Santisíma, para que el Espíritu Santo nos dé la capacidad y la luz de salvaguardar la vida y los valores morales y naturales que la dignidad de las personas hemos recibido de nuestro Padre Dios

viernes, 20 de febrero de 2015

MOMENTOS DE SUBIDA

HOY A LAS 09:00 HORA PENINSULAR, 08:00 HORA CANARIA, REZO DEL SANTO ROSARIO POR LA UNIDA Y DEFENSA DE LA FAMILIA. ÚNETE A LA HORA QUE PUEDAS Y DESDE DONDE PUEDAS




El subir es señal de esfuerzo, pues la subida la identificamos con la cuesta, con lo empinado y duro de recorrer. En términos ciclistas las subidas son para los buenos escaladores y momentos de máximo esfuerzo para sacar distancia a los perseguidores.

La Cuaresma es, en esa línea, una subida que nos prepara para mantenernos atento y a la escucha del Mensaje de Jesús. Es una subida de conversión, que exige esfuerzo, desapego, desprendimiento y generosidad. Es subida, y toda subida se hace dura y fatigosa.

Pero, no es cuestión de emprenderla solo ni desesperanzado. Esperamos a Jesús, y con Él la esperanza del gozo y la Vida Eterna, y eso da sentido a mi vida. Ayer, un amigo agnóstico, me decía que le gustaría tener fe y vivir en la esperanza de esperar, valga la redundancia, otra vida. Pues bien, la Cuaresma es un tiempo propicio para creer y convertirse.

La fe es un don de Dios, pero un don que hay que quererlo y pedirlo. El Espíritu Santo está deseoso de dárnosla, pero necesita nuestro permiso. Y darle permiso al Espíritu es ponernos en sus Manos y abrirle nuestro corazón. Se nos ha dada esa libertad, esa libertad de elegir el bien o el mal. El Bien es el Señor. Señor de la Vida y la muerte.

Danos, Señor, la fe que necesitamos para ver la Luz de tu Palabra, y vivirla entregado tal y como Tú nos has enseñado y la has vivido. Amén.

2 comentarios:

Salvador Pérez Alayón dijo...

Estamos rezando el santo Rosario acompañado de Nuestra Madre María.

Salvador Pérez Alayón dijo...

Con la Salve terminamos el rezo del santo Rosario.

Un saludo a todos aquellos que nos han acompañado.

Un fuerte abrazo en Xto. Jesús.