ÚLTIMAS REFLEXIONES

UN RINCÓN PARA ORAR

↑ Grab this Headline Animator

UN ROSARIO CADA VIERNES

Cada viernes, hora peninsular 09:00, en Canarias a las 08:00, y en cualquier otra parte del mundo la que mejor puedan elegir, nos unimos en el rezo del Rosario (VER AQUÍ) por la unidad de todos los creyentes, por la familia natural, hombre - mujer, por la vida y por la libertad de educación de los hijos.

Desde tu casa, online, desde tu trabajo, desde tu hospital y enfermedad, desde myfeeling, desde todas los colectivos y asociaciones, desde donde quieras que estés, tú también puedes unirte en este clamor al Padre, unidos a María Santisíma, para que el Espíritu Santo nos dé la capacidad y la luz de salvaguardar la vida y los valores morales y naturales que la dignidad de las personas hemos recibido de nuestro Padre Dios

miércoles, 9 de marzo de 2016

UNA VEZ MÁS, PERSISTIENDO EN NUESTRA ORACIÓN DE PETICIÓN, AUMENTA NUESTRA FE, SEÑOR.



No debemos cansarnos, y menos creernos que ya hemos llegados, o estamos salvados. Porque eso es lo que espera el diablo, que bajemos los brazos para meterse dentro de nosotros y seducirnos con las cosas del mundo. Estemos siempre vigilantes, atentos y con el suficiente aceite en nuestro corazón para que siga latiendo según la Voluntad de nuestro Padre Dios.

Porque, sólo Él busca nuestro bien y nuestra eterna felicidad. Hoy, con verdadero amor, nos lo anuncia y dice en el Evangelio a través de Jesús, su Hijo, que nos revela su igualdad con el Padre, y que tiene poder para dar la Vida como el Padre, porque el Padre quiere al Hijo y le muestra todo lo que hace. Realmente, estamos en Buenas Manos, y eso nos permite poner toda nuestra confianza y nuestra fe en el Señor Jesús.

Pidamos, en confianza y fe, cerrar la puerta de nuestro corazón a esa parte del mundo que nos quiere seducir y alejar de Ti, Señor; pidamos con confianza y fe, al Espíritu Santo que nos guíe por el desierto de nuestra vida para que crezca en nosotros la esperanza y el ansia de vivir en la Voluntad del Padre. Pidamos también, con confianza y fe, mantenernos despiertos y vigilantes, y no desfallecer, para escucharte y vivir en el esfuerzo de poner por obra tu Palabra.

Pidamos, con confianza y fe, que seamos dóciles a dejarnos convertir por el Señor. Que no desesperemos porque nuestro amor sea limitado, egoísta, endurecido e inmaduro, porque lo importante no es mi amor imperfecto, sino el dejarnos amar por el Amor Perfecto del Señor. Él nos transformará en ese corazón que todos deseamos llegar a ser. Pidamos esa conversión.

Tú, Señor, que eres paciente y lento para enfadarte, y que conoces mis pecados, dame la Gracia de poder vencerlos, y depuestos ante Ti, quedar limpio de tanta impureza. Y danos, Señor, es oportunidad que Tú nos ofrece de volvernos a la vida, pero a una Vida Eterna donde el gozo y la plena felicidad consiste en estar a tu lado. Amén.

No hay comentarios: