ÚLTIMAS REFLEXIONES

UN RINCÓN PARA ORAR

↑ Grab this Headline Animator

UN ROSARIO CADA VIERNES

Cada viernes, hora peninsular 09:00, en Canarias a las 08:00, y en cualquier otra parte del mundo la que mejor puedan elegir, nos unimos en el rezo del Rosario (VER AQUÍ) por la unidad de todos los creyentes, por la familia natural, hombre - mujer, por la vida y por la libertad de educación de los hijos.

Desde tu casa, online, desde tu trabajo, desde tu hospital y enfermedad, desde myfeeling, desde todas los colectivos y asociaciones, desde donde quieras que estés, tú también puedes unirte en este clamor al Padre, unidos a María Santisíma, para que el Espíritu Santo nos dé la capacidad y la luz de salvaguardar la vida y los valores morales y naturales que la dignidad de las personas hemos recibido de nuestro Padre Dios

viernes, 13 de junio de 2014

EXPERIMENTO QUE NECESITO LA FUERZA DE TU ESPÍRITU

HOY A LAS 09:00 HORA PENINSULAR, 08:00 HORA CANARIA, REZO DEL SANTO ROSARIO POR LA UNIDA Y DEFENSA DE LA FAMILIA. ÚNETE A LA HORA QUE PUEDAS Y DONDE PUEDAS 




Emprender un camino sin Ti Señor es la mayor locura que puede cometer un hombre. Nuestra caída, tocados por el pecado, nos hace vulnerable a todo lo que el mundo nos ofrece. Y no es que el mundo sea malo, sino que nuestro corazón, atormentado por el pecado, desborda nuestras pasiones y descontrola nuestra voluntad dejándola a merced del Príncipe del mundo.

Entonces, estamos perdido y sometidos a quebrantar nuestros compromisos y fidelidades. Necesitamos urgentemente los dones de tu Espíritu, Señor, para poder hacer frente a los efectos del pecado y poder someter nuestro cuerpo y nuestro corazón a nuestra voluntad en tu Voluntad. Porque todo hombre siente que no hace bien cuando rompe su palabra y compromiso con su mujer, y viceversa.

La fidelidad está grabada en el corazón del hombre y la mujer, y cuando faltan a ella sienten vergüenza y se esconden aunque las apariencias demuestren lo contrario. Es posible que muchas circunstancia nos empujen a ello, pero también es verdad que no nos esforzamos lo necesario ni ponemos mucho de nuestra parte. Eva sedujo a Adán, pero éste se dejó también seducir.

En todo rompimiento y deslealtad hay, no sólo un culpable, sino dos culpables, y necesitamos que Jesús viva entre nosotros para que en su Amor sepamos también nosotros amarnos. Por eso, pidamos al Señor que su Espíritu reine en nuestro compromiso matrimonial y nos ilumine para ser cauce de unidad y de amor que fortalezca nuestras vidas y abra nuestros corazones al verdadero y único amor.

1 comentario:

Salvador Pérez Alayón dijo...

Dentro de breves momentos, de la mano de María, nuestra Madre, pediremos por la unidad de las familias y la defensa de la vida.

Acompáñanos ahora o cuando puedas, pues el Espíritu de Dios nos une y nos reúne.

Un fuerte abrazo en Xto. Jesús.